domingo, 15 de abril de 2012

COMO ESTAR GUAPA A PARTIR DE LOS 35 AÑOS

Hola chicas! Ya estoy aqui otra vez. Je je! Hoy os traigo la segunda parte del post que os dejé hace ya unos días en el que hablaba sobre como estar guapa entre los 25 y los 35 años. El de hoy se lo debo a las que igual que yo, ya habéis pasado de los 35 años (aunque no se os note. Je je!), así que aqui os dejo un poquito de información interesante para que podáis seguir igual de estupendas durante muchos años. Un beso muy grande para todas!
Los 35 son esa edad en la que a la mayoría nos toca compatibilizar la vida laboral y vida familiar, cosa que no siempre nos resulta fácil. La ventaja es que tenemos más experiencia y eso hace que tengamos más seguridad a la hora de abordar todos los asuntos que caen en nuestras manos. Pero a esa seguridad hay que añadirle la necesidad de sentirnos guapas y atractivas.
1-CAMBIOS QUE NOTAMOS EN NUESTRO ROSTRO Y CUERPO:
En nuestro rostro pueden empezar a marcarse un poco más las arruguitas y también notamos pérdida de firmeza en el óvalo facial. El cambio hormonal afecta a la textura de la piel, que cambia, y también a su color y su transparencia. En el cuerpo disminuye la secreción sebácea y la hidratación, con lo que la piel se vuelve más rugosa, seca y tirante. La flacidez hace acto de presencia y la grasa se instala en las cartucheras, glúteos, muslos y abdomen.
-TUS PUNTOS FUERTES: Sabes perfectamente lo que te sienta bien, tanto en lo que respecta al maquillaje como en aspecto físico en general. Dispones de poco tiempo pero de mayor capacidad económico para cuidarte.
-TUS PUNTOS DÉBILES: La grasa comienza a concentrarse en la zona baja del rostro y en el cuello. El cuerpo pierde sus contornos: la cintura tiende a difuminarse y los glúteos a perder su prominencia.
-LO QUE NECESITAS: corregir y reducir las arrugas y reafirmar la piel. En el cuerpoo, conviene reforzar el cuidado hidratante y nutritivo diario con cosméticos que, además, sean reafirmantes, sobre todo en la zona del pecho. Utiliza un exfoliante semanal, pues hay un aumento de la descamación. Para activar la circulación de retorno en las piernas, intenta cambiar de postura, caminar, realizar masajes ascendentes y aplicarte agua fría al final de la ducha.
-TU ALIMENTACIÓN: 
-Reduce calorías, pero no nutrientes: aunque perder peso cueste más con los años, no debes caer en errores dietéticos.
-Refuerza el calcio: remineralizará tus huesos y te ayudará a prevenir la osteoporosis.
-Menos sal: de esta forma protegerás tu corazón.
-Toma selenio: protege las células y las mantiene jóvenes. Lo encontrarás en cereales y derivados.
-Nutriente estrella: complementos a base de la baya de acai, excelente antioxidante que ayuda a perder peso y proteger la piel de los radicales libres.
-ACTIVIDAD FÍSICA: El ejercicio ayuda a activar un metabolismo que se ha vuelto más lento, reduce la grasa, fortifica los huesos y activa la circulación. Además, reduce la ansiedad y ayuda al descanso nocturno. Lo ideal es practicarlo 3 o 4 veces por semana.