lunes, 5 de septiembre de 2011

CONSIGUE UNAS UÑAS PERFECTAS

Hola chicas! Hoy me ha dado el telele y por fin, me he arreglado las uñas, es más he probado lo de poner pequeñas pegatinas (cosa que no había hecho nunca) y me encanta como queda. Siempre se aprenden cosas nuevas ¿no?. Je je! Bueno, que me lio, al ocuparme hoy de las uñas me ha entrado la inspiración y he pensado que sería una buena idea dejaros una entrada sobre como conseguir unas uñas perfectas, de forma sencilla. Asi que espero que os guste. Besos!
Unas uñas cuidadas no solo resultan bonitas, sino que son un signo de buena salud. Si mimar tus uñas te resulta difícil o te lleva demasiado tiempo en tu ajetreada vida diaria, piénsatelo dos veces. Unos cuidados regulares harán que tus manos y uñas tengan un buen aspecto y te ayudarán a prevenir problemas. Además, llevan muy poco tiempo. es todo un placer hacerse la manicura en un salón de belleza pero también puedes conseguir un resultado fantástico y profesional en casa. 

1-¿CADA CUANTO TIEMPO? la dedicación de unos pocos minutos a tus manos de forma regular mantendrá tus uñas limpias, sanas y bellas. Prueba con este sencillo programa de cuidados.
-TODOS LOS DIAS: utiliza un cepillo para frotarte las uñas y aplícate crema de manos y aceite para las uñas.
-CADA 2 O 3 DIAS: acondiciona tus cutículas.
-UNA VEZ POR SEMANA: límalas y dales forma.
-CADA 15 DÍAS: dedícales una sesión completa y después púlelas para obtener un vistoso brillo.

2-KIT BÁSICO DE MANICURA.
-CORTAUÑAS: son mejores que las tijeras. Utilízalos para cortarte las uñas y después limarlas.
-LIMAS DE UÑAS: suavizan y dan forma a las uñas.
-CORTACUTICULAS: eliminan el exceso de cutícula y las durezas.
-CREMA PARA CUTICULAS: suaviza y acondiciona las cutículas. También puedes utilizar vitamina E o aceite de almendras dulces.
-ABLANDADOR DE CUTÏCULAS: ayuda a eliminar la piel muerta. 
-PALITO DE NARANJO: sus extremos curvados frotan la piel muerta y, enrollado en un poco de algodón, empuja las cutículas. Utiliza el extremo puntiagudo para limpiar por dentro el extremo libre de las uñas.
-CEPILLO DE UÑAS: utilízalo por la mañana y por la noche para mantener tus manos, uñas y cutículas limpias y sanas.
-LIMA PULIDORA: suaviza y abrillanta las uñas.

3-MIMA TUS UÑAS: esta mini sesión de cuidados no te quitará más de 10 minutos de tu tiempo. Antes de empezar, elimina cualquier resto de esmalte con un quitaesmalte sin acetona, que es el que reseca menos.
-Aplica una pequeña cantidad de crema sobre la cutícula de cada dedo. Masajéalas suavemente para ablandar y lubricar el área y espera aproximadamente un minuto (no más) para que penetre. El ablandador también sella las cutículas y contribuye a prevenir la deshidratación.
-Disuelve un poco de jabón líquido en un bol con agua caliente y deja en remojo las uñas entre 3 y 5 minutos para reblandecer la piel muerta. Después retira los restos con un cepillito de uñas. Aclara y seca las manos cuidadosamente con una toalla suave.
-Elimina las células muertas de la superfície de la uña con el extremo redondeado del palito de naranjo, realizando diminutos círculos sobre ella. Evita la media luna pues la dañarías. Después, envuelve el extremo redondeado en algodón para empujar suavemente las cutículas hacia atrás.
-Aplícate aceite con vitamina E o crema para cutículas sobre las uñas y loción para las manos en la piel. Realiza un masaje durante 3 minutos para estimular la circulación y el crecimiento de las uñas. Si tus manos siguen estando pegajosas, sécalas un poco con un pañuelo de papel.

4-CUIDADO DE LAS CUTÍCULAS: la cutícula constituye una protección impermeable que impide que las bacterias y los virus ataquen la uña y provoquen infecciones. Su cuidado regular las mantiene suaves y sanas. Unas cutículas endurecidas dan un feo aspecto a la uña, y además pueden agrietarse e infectarse.
-Aplícate aceite o crema para cutículas todos los días si es posible, o al menos tres veces por semana.
-Si la cutícula se vuelve dura o crece más de lo debido, recorta la parte sobrante con un cortacutículas o unas tijeras curvadas para uñas.
-No cortes excesivamente las cutículas o éstas volverán a crecer más gruesas y duras.
-Cuando empujes hacia atrás las cutículas, nunca las fuerces: si notas resistencia, detente.
-Antes de aplicar laca de uñas, utiliza un algodón humedecido con quitaesmalte para retirar cualquier resto de aceite o crema.

5-LIMAR Y DAR FORMA: si te limas las uñas una vez a la semana, éstas mantendrán su estilo y no se romperán. Da a todas las uñas la misma forma. El momento ideal para limarte las uñas llega cuando la parte blanca mide 6mm. Procura no limar demasiado en profundidad al llegar a los extremos, pues un poco de crecimiento lateral hace que las uñas parezcan más largas y protege contra las infecciones.
-Lima primero la uña del dedo meñique, después la del anular y sigue hasta el pulgar.
-Inclina la lima ligeramente sobre el borde de la uña de manera que limes sobre todo la cara inferior de ésta.
-Realiza los movimientos de limado desde el ángulo hacia el centro, trabajando sólo en una dirección. Después, lima desde el otro ángulo hasta el centro, realizando los movimientos en la dirección opuesta. Es importante no realizar movimientos de sierra, que dañan el borde de la uña.
-Procura que no queden desiguales, porque les daría a las uñas un aspecto desequilibrado. Para comprobarlo, mírate las uñas desde otro ángulo y desde abajo.

6-PULIR: púlete las uñas una vez cada 15 días para suavizarlas y darles un acabado brillante. De esta manera conseguirás un brillo natural tan perfecto como el que proporciona un esmalte de uñas transparente y además, más barato. El pulido constituye una manera estupenda de cuidar unas uñas rugosas y ásperas. Comenzando por la cutícula, frota con suavidad la superfície de la uña con la lima pulidora. Si te has pasado recientemente esta lima, no llegues a la punta, ya que tdavía estará sauve y brillante. Realiza movimientos uniformes, siempre en la misma dirección. No te excedas en esta operación, pues de lo contrario reducirás el grosor de las uñas. 

7-LAS MEJORES LIMAS DE UÑAS: las limas de vidrio son las que prefieren los expertos en manicura. Están fabricadas en cristal y son caras, pero duran toda la vida y previenen el agrietado y el desconchado. Las limas con cubierta de diamante y las de cartón esmerilado de grano grueso son las mejores para las uñas cortas. Las limas de grano fino lavables son idóneas para un acabado suave. Las de metal pueden producir punteados y agrietar las uñas, de manera que deben dejarse para los profesionales.

8-LA MEJOR FORMA PARA TUS UÑAS: existen tres formas básicas de uñas y aquella que sigue la curva de tu cutícula es la más adecuada para ti.

-UÑAS OVALADAS: las uñas ovaladas son perfectas para lucir unas manos glamurosas. Alargan los dedos y le dan a las manos un aspecto delicado y elegante. Son ideales para manos pequeñas con dedos finos. Consejo: inclina la lima para limar sobre todo la cara inferior de la uña.

 


-UÑAS CUADRADAS: las uñas cuadradas son una opción atrevida. Aunque parezcan sólidas, es un mito que esta forma fortalezca las uñas. Son ideales para manos fuertes y uñas anchas. Consejo: sujeta la lima formando un ángulo recto con el borde de la uña.



-UÑAS OVALOCUADRADAS: las uñas ovalocuadradas son mitad ovaladas y mitad cuadradas. Esta forma sienta bien a casi todo el mundo. Son ideales para la mayoría de formas y tamaños de manos. Consejo: lima el extremo como si fueran unas uñas cuadradas y después redondea los laterales.