jueves, 22 de septiembre de 2011

MAQUÍLLATE SEGÚN LA FORMA DE TUS OJOS

Dicen que los ojos son la ventana del alma y una de las partes más importantes del rostro. El primer paso para aprovechar al máximo su potencial es saber qué forma tienen y el segundo, aprender a maquillarlos para realzarlos de la mejor manera. Por su forma, los ojos pueden dividirse en seis tipos básicos: ovalados, almendrados, hundidos, prominentes, de párpados gruesos y oblicuos hacia abajo. Para determinar a cúal de ellos pertenecen los tuyos, observa los 6 modelos de ojos que os dejo en esta entrada y mírate a un espejo (es muy importante que estés desmaquillada), para ver a cuál de estas formas se parecen más tus ojos. Después, ya estarás preparada para seguir estos consejos sobre lo que debes y no debes hacer a la hora de poner en práctica estos trucos de maquillaje, usando delineador de ojos, sombra e iluminador.

1-OVALADOS: son los ojos que tienen la forma más clásica y oscilan desde un óvalo casi perfecto hasta uno más redondeado. No están hundidos, pero tampoco son muy prominentes, así que resultan perfectos para experimentar con el maquillaje.
-Soluciones de maquillaje:
-CORRECTO: procura alargar tus ojos aplicando el eyeliner más allá de los ángulos externos. Concentra el color (especialmente las sombras oscuras) en los bordes externos. Termina con unas cuantas capas de máscara, incidiendo especialmente en las pestañas superiores y en los ángulos externos de los ojos.
-INCORRECTO: si concentras la sombra oscura en el centro del párpado, tus ojos parecerán demasiado redondos y tendrás aspecto de asustada, mientras que un eyeliner demasiado fuerte o mucha máscara en las pestañas inferiores pueden hacer que tus ojos parezcan caídos.

2-ALMENDRADOS: este tipo de ojos son alargados y suelen asociarse a looks exóticos. Pueden estar ligeramente inclinados hacia arriba y apenas tienen pliegue en el párpado (a veces incluso carecen por completo de él), por lo que suponen un lienzo en blanco perfecto para el maquillaje.
-Soluciones de maquillaje:
-CORRECTO: acentúa la forma de tus ojos rodeándolos con una línea muy fina de lápiz de ojos; extiende el delineador en los ángulos externos formando una "V" horizontal. Usa una sombra clara sobre el hueso de la ceja y otra más oscura sobre el párpado para sugerir la existencia de un pliegue, y ponte mucha máscara de pestañas.
-INCORRECTO: el eyeliner oscuro aplicado en una línea gruesa en los bordes superior e inferior puede "cerrar" el ojo y hacer que parezca más pequeño, mientras que una sombra de ojos de un color fuerte o muy brillante en el párpado superior dará al rostro un aspecto poco natural, como el de una muñeca.

3-HUNDIDOS: los ojos hundidos cuentan ya con un sombreado extra proporcionado por el prominente hueso de las cejas, de modo que los párpados tienden a quedar escondidos. Las cejas quedan muy próximas a los ojos, lo que les otorga una atractiva intensidad.
-Soluciones de maquillaje:
-CORRECTO: define los ojos con una línea fina de eyeliner en los bordes superior e inferior y después abre el área del ojo con una sombra de un color claro aplicada sobre el párpado y en el área de la ceja. Extiende una sombra más profunda sobre la línea del pliegue natural, para "retrasar" el hueso de la ceja. Utiliza mucha máscara.
-INCORRECTO: la aplicación de delineador oscuro en los bordes internos de los párpados encoge los ojos hundidos y hace que "retrocedan" hacia las cuencas. Una sombra clara con brillo aplicada en el área de las cejas hace que ésta parezca aún más prominente, superponiéndose a los ojos.

4-PROMINENTES: los ojos prominentes atraen sin duda la atención. Por su tamaño y su forma se asocian a una imagen de inocencia, de niña de mirada ingenua. A menudo son bastante grandes, tienden a ser redondeados y presentan párpados bastante amplios.
-Soluciones de maquillaje:
-CORRECTO: reduce la amplitud de los párpados aplicando una sombra mate y profunda sobre el párpado superior y a lo largo del tercio exterior del inferior y alárgala hacia afuera. Aplica una sombra más oscura en la cuenca del ojo y un iluminador color carne bajo la ceja. Termina con una capa gruesa de máscara en las pestañas superiores.
-INCORRECTO: la aplicación de un color claro en los párpados hace que parezcan más prominentes, pudiendo crear el efecto de que tienes los ojos saltones. Mucha máscara en las pestañas las alarga y engrosa, pero hace que los ojos grandes y redondos parezcan de muñeca.

5-DE PÁRPADOS GRUESOS: este tipo de ojos tienen los párpados muy grandes y parecen caer sobre ellos; esto es lo que les confiere un aspecto soñoliento que no deja de tener su parte sexy. Al existir un amplio espacio alrededor del ojo, ésta es una forma ideal para experimentar con el color.
-Soluciones de maquillaje:
-CORRECTO: aplica la sombra de ojos sobre el párpado superior, en la cuenca y en la mitad exterior del párpado interior, extendiéndola en "V" hacia fuera. Luego ponte un poco de iluminador en la zona central del párpado y, finalmente, una ligera capa de máscara sólo en las pestañas superiores.
-INCORRECTO: los colores pálidos y claros aplicados en los párpados hacen que éstos parezcan aún más grandes e incluso un poco hinchados. Un eyeliner fuerte aplicado en el párpado superior le da al ojo un aspecto tosco, mientras que demasiada máscara le confiere un aire pesado.

6-OBLICUOS HACIA ABAJO: con su graciosa inclinación, los ojos oblicuos hacia abajo tienen un dulce atractivo. A menudo son más bien grandes y redondeados y, al igual que los ojos prominentes, le conceden a su propietaria un aspecto de inocente juventud.
-Soluciones de maquillaje:
-CORRECTO: para contrarrestar la inclinación hacia abajo y "subir" en cierto modo el ojo, aplica una sombra clara de ojos bajo la ceja y un color más oscuro en la mitad exterior del párpado, extendiéndolo hacia arriba y hacia fuera en el ángulo externo. Concentra la máscara en las pestañas superiores, en el ángulo externo del ojo.
-INCORRECTO: si aplicas una sombra oscura en los párpados, otra más oscura en la cuenca e iluminador en el ángulo interno, acentuarás la inclinación hacia abajo del ojo. La máscara concentrada en la parte más externa de las pestañas inferiores "tira" aún más del ojo hacia abajo y hace que parezca caído.